jueves, 1 de septiembre de 2016

MANZANA 66 VERDE DEPORTIVA Y PÚBLICA



El Centro Deportivo y la Manzana 66 Verde




Los vecinos que vivimos en las proximidades de la Manzana 66, delimitada por las Av. Belgrano y Jujuy y las calles Moreno y Catamarca, sufrimos las consecuencias de la contaminación lumínica y sonora producida por las canchas de fútbol que funcionan en la Manzana a pesar de que nunca fueron habilitadas por la Agencia Gubernamental de Control.
Desde hace un año venimos denunciando tamaña irregularidad en los organismos responsables de la situación. Nos dirigimos a la Agencia Gubernamental de Control, a la Dirección Gral. de Fiscalización y Control de Obras, a la Dirección Gral. de Fiscalización y Control, a la Comisaría 8ª y a la Fiscalía N° 20 de la Ciudad de Buenos Aires.
La Dirección Gral. de Habilitaciones y Servicios y la Dirección Legal y Técnica resolvieron la clausura preventiva de las canchas pero no ejecutaron lo resuelto.
Al día de hoy, las canchas que alteran la vida del barrio y perjudican, en particular, a quienes viven en sus inmediaciones, gozan de buena salud a pesar de su escandalosa ilegalidad.
Los vecinos y comerciantes próximos a la Manzana 66 están siendo perjudicados por la instalación de un centro deportivo al aire libre que cuenta con  confitería y varias canchas de fútbol 5 y 9, las que funcionan desde las 10 am hasta altas horas de la madrugada, lo que provoca contaminación sonora y lumínica ya que desde las viviendas de la zona se escuchan los gritos y los ruidos que provienen de las instalaciones, además de la entrada de luz de las potentes torres de iluminación.

Alberto Aguilera