domingo, 8 de enero de 2017

SERGIO BERGMAN

Sergio Bergman
 
MIENTRAS SE INCENDIAN IMPORTANTES EXTENSIONES  DE LAS PROVINCIAS DE LA PAMPA, BUENOS AIRES Y RIO NEGRO...
 
YO NO SE NADA
 
Sergio Alejandro Bergman, conocido también como Rabino Bergman, es un rabino conservador, activista social, farmacéutico, escritor y político argentino.
 
Fecha de nacimiento: 23 de enero de 1962 (edad 54), Buenos Aires
 
 
Un Ministro que asume y dice que no sabe nada del tema, lo filman viendo una película en un congreso en Brasil, no ejecuta su presupuesto, no hace nada con el riachuelo y dice que por los incendios hay que rezar, es un "milagro" y una vergüenza que haya durado un año, esta es la importancia que el gobierno le da al medio ambiente. Ya suena el mago sin dientes para reemplazarlo.

El rabino Bergman, contra las cuerdas

La crisis provocada por los incendios en La Pampa, la designación de un asesor de 19 años y el fracaso en el manejo de la Acumar pusieron a Bergman al borde de la renuncia obligada.

Algunos ya lo dan como renunciado, y no son aventureros políticos los que dicen eso. Se basan en datos concretos de la realidad. Desde hace un tiempo la gestión del rabino Sergio Bergman al frente del ministerio de Medio Ambiente de la Nación viene siendo cuestionada en el propio seno del Gobierno de Mauricio Macri.
Pero ahora el tema se complicó mucho más. Su actuación en la crisis de los incendios y otros traspiés, como la designación de un asesor de 19 años, lo dejaron al borde de la renuncia obligada.
Su desafortunada frase, al recorrer las zonas afectadas por el incendio en La Pampa sobre una “profecía apocalíptica”, no hicieron más que darle la razón a los que piden su cabeza.
Ante semejante explicación de las causas del incendio, tuvo que retractarse enseguida. “La autocrítica que hacemos es (sobre) la ‘profecía’. Lo rectifico, porque no me gustaría que se tome como una profecía en términos apocalípticos”, dijo después.
Otro de los que criticó al rabino fue el gobernador de La Pampa, Carlos Verna, con la difusión de un video oficial en el que contrasta la actitud del ministro (“No vengo a actuar, sino a apoyar y dar aliento a los brigadistas”, dijo en el lugar de los incendios) con las imágenes del fuego y los testimonios de los afectados.
Bergman también cosechó críticas cuando firmó la designación de un asesor de 19 años al que le otorgaba un salario de $70.000. Adjudicó el monto a un “error”. Aunque nadie le creyó.
Pero ahí no termina todo. El rabino también fue cuestionado  por el manejo de Acumar y el saneamiento del Riachuelo. La Acumar, que dependía de Medio Ambiente, fue duramante cuestionada por la Corte Suprema en una audiencia pública donde quedó al desnudo el escaso avance en la limpieza de la cuenca. En menos de 1 año renunciaron 2 titulares de la Autoridad encargada del saneamiento.
Con los datos a la vista, Macri decidió quitarle a Bergman el control de la Acumar y pasarlo a la órbita del Poder Ejecutivo. Su titular será Gladys González.
Frente a este panorama, Macri ya piensa en darle una salida elegante a Bergman cuando se hagan las elecciones legislativas de este año.